Bookmark and Share

Publicaciones - Discursos - contenido

Discursos
28.03.12 07:28 Antigüedad 6 meses

Conferencia del magistrado Gerardo Solís ante estudiantes de Derecho de la Universidad Santa María la Antigua.

Categoría: Discursos

 

Los pueblos que no se han preparado son conquistados.  Si se preparan y se entrenan con suficiente antelación  porque prevén que el peligro acecha, son capaces de defenderse y evitar que un enemigo los conquiste.  Si entrenan fuertemente pueden ir a la defensa de su cultura.  Si esa lucha persiste mucho tiempo, tendrán un pueblo guerrero.  Pero una vez que logran alcanzar la paz,  esos guerreros empiezan a envejecer, y sus hijos que no conocen las vicisitudes y los peligros, porque vivieron una paz orquestada y armonizada por sus padres y sus abuelos, no saben defenderse. 

 

¿Qué sociedad son ustedes?  ¿Son capaces de prever el peligro que viene, y prepararse para enfrentarlo o son hijos de  guerreros jubilados que crecieron en paz y que son incapaces de darse cuenta de lo que va a pasar?.

 

Hemos vivido veintidós años en una democracia.  La mayoría de ustedes no había nacido cuando se conquistó esa democracia; no tienen ni la menor idea de lo fue luchar por esa democracia.  Cuando yo entré a esta universidad, el primer año, todos los estudiantes estaban en efervescencia real, por las venas nos corría sangre; sangre que estaba en ebullición.

 

Nosotros estamos viendo que la sociedad civil está  haciendo las advertencias,  sus profesores  se las están diciendo.  Estamos viendo lo que viene.  Tomen conciencia, la hora es de ustedes; nosotros ya vamos de salida. 

 

Las reformas electorales son unas reformas que se han sustentado en una Comisión Electoral de Reformas Electorales que son un orgullo para Panamá, en un ejemplo digno de imitar por todos los países demócratas.

 

  Cuando las pasiones se han enfriado porque acaba de pasar la elección, cuando las mentes están en frío, cuando acaba de terminar la elección, cuando nadie está pensando en el próximo proceso, se reúne un grupo de personas coordinadas por el Tribunal Electoral, partidos políticos de Gobierno y de oposición, los que ganaron y los que perdieron y la sociedad civil; invitados por la Iglesia Católica a través de la Comisión de Justicia y Paz, en un Foro Ciudadano  Pro-Reformas Electorales.

 

Allí  se discute qué podemos mejorar, qué visión tenemos de nuestra sociedad, qué buscamos de nuestra sociedad; y  en esa comisión se estuvo discutiendo que mejorar de nuestra democracia electoral.  En una cápsula,  tres son los pilares que sustentan las reformas electorales: el ejercicio de la democracia.  Nosotros tenemos  un sistema de gobierno democrático y vivimos  una república que se sostiene por la separación de los poderes.  El sistema republicano descansa en la separación de los poderes y nuestro sistema de gobierno es democrático.

 

¿Qué tipo de democracia tenemos?  ¿Qué tipo de democracia estamos preparando para el próximo quinquenio y para el que viene?   ¿Quiénes tienen acceso a esa democracia?  ¿Abran los ojos! 

 

La propuesta primera:  Más participación, abrirle espacios a nuevos partidos políticos, pero partidos políticos que tengan presencia social.  Para , abrirle los espacios, hay que bajar la cuota para que no sea tan difícil hacer  partidos políticos.  Esa es la  propuesta de la sociedad civil y del Tribunal Electoral.  Más participación para los independientes, facilitarles las reglas del juego a los independientes para que puedan postularse, para que no tengan que ser a través de los partidos políticos.

 

Igualdad de género.  Estamos desaprovechando la vivencia de las mujeres?, la experiencia de vida de las mujeres es diferente a la experiencia de vida de los hombres.  Juntos en la Asamblea podríamos estar haciendo leyes, ellas constituyen una masa crítica que va a producir unos cambios sociales impensados, para beneficio de todos.  Esa es la primera de las columnas de la reforma electoral. ¡Más participación!

 

La segunda columna es.  ¡Transparencia!  ¡Más transparencia!  Que haya límites al financiamiento y que haya un tope a lo que pueda donar una sola persona.  Yo les digo que nuestra sociedad está llena de personas que lo que buscan es “ser”, y quieren ser mejor, y se ocupan en “ser”, no “en tener” .  Pero también hay un grupo minúsculo de personas que les interesa “tener” y se ocupan en tener, ¡y tienen!.    Y si vemos la estructura de nuestra sociedad, los que tienen más siempre son menos  que los que son, que los que se  ocupan en superarse espiritualmente y no tanto materialmente; los que se ocupan de manera altruista en hacer el bien; yo pienso que es la mayoría de las personas

 

 

Aquí en Panamá la tendencia natural es que los que están arriba quieren sacar siempre el mayor provecho de los que están abajo.  Esa es la tendencia natural de la Humanidad.

 

Tenemos que estructurar una sociedad en donde el beneficio mayor se reparta colectivamente para el beneficio general de la sociedad.  Estamos, impulsando una democracia.  Pero… ¿Cuál democracia?  ¿Cuál es la democracia que vamos a construir a partir del 2014? Una democracia en la que el que “ES”  y quiera participar, tiene que acudir al que “tiene” para que le dé, para gastar, porque es una democracia de gastar dinero en propaganda.  Es una democracia en la que se necesita hacer encuestas para saber qué quiere el pueblo.  Y luego, coger el producto,  empaquetarlo, etiquetarlo y venderlo a través de los medios de comunicación.

 

Esa fue la democracia del 2009, y en la que se permitía destruir la dignidad de las personas con campañas sucias.  ¿Esas son las reglas que vamos a querer para del 2014?  Si  no tenemos  unas reformas electorales, se va a repetir la historia en frente de sus ojos. 

 

Nuestra propuesta es que se sepa que hay un límite, que hay un tope y que se sepa quiénes dan y que se publique.  Nosotros no tenemos poder, el Tribunal Electoral no tiene poder.  No somos una estructura del Estado con poder.  Nosotros somos meros administradores de una elección; el poder lo tienen ustedes.

 

¿Quiénes son ustedes en esta generación?  Ese es un examen que les toca a ustedes. Nosotros vimos cómo los pueblos originarios, lograron sentar en una mesa con voluntad de diálogo, sin intransigencias a la contraparte para negociar y llegar a un acuerdo saludable para ambos. 

 

Y finalmente,  la última columna de  las reformas es la propuesta del fortalecimiento institucional.  Un Gobierno,  cualquier Ejecutivo fuerte, que no tenga controles,  que sepa que a través de leyes de presupuesto puede empezar a halar al Tribunal Electoral, lo va a hacer, va a empezar a tirar esa soga para ver si puede traer lo más cerca posible a este Tribunal.  La única manera de blindar al Tribunal de que eso le ocurra, es cortando ese cordón umbilical. Independencia real y absoluta para el Tribunal, yo no voy a estar en las elecciones del 2014 en el Tribunal Electoral.  Así que no estoy pidiendo eso para mí, lo estoy pidiendo para la institución porque creo que esta institución tiene que estar fuerte para lo que viene en el 2014.

 

A ustedes les toca definir y decidir si de verdad tienen pasión y si entienden que ustedes están estudiando Derecho para ejercer en un Estado de derecho, donde hay pesos, donde hay frenos, donde hay contrapesos al poder y donde se respeten todos los derechos y las dignidades humanas de las minorías.

 

Yo los dejo con esa reflexión. Hoy tenemos que construir una democracia deliberativa, donde se intercambian opiniones, una democracia de  debates donde todos aporten sus ideas y experiencias en pie de igualdad, sin sumisiones.  Muchas gracias.